Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, obtener estadísticas y facilitar la interacción con redes sociales. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información haciendo click en "leer más"

×

Advertencia

JUser: :_load: No se ha podido cargar al usuario con 'ID': 662

 

Nuestro estilo educativo nace de la intuición pedagógica de Joaquina de Vedruna, que ella misma puso en práctica, y viene configurado por la trayectoria educativa de las Carmelitas de la Caridad y su PEV

(Propuesta Educativa Vedruna).

 

 

            Lo que define el tipo de educación que queremos ofrecer es una concepción cristiana del hombre, de la vida y del mundo.

Educación integral al servicio del hombre considerado en todas sus dimensiones.

  • Ayudamos a los alumnos a conocer y potenciar sus posibilidades intelectuales, físicas, psicomotrices y afectivas, y les orientamos en el proceso de superación personal y autoestima.
  • Favorecemos el crecimiento de la dimensión social, ayudándole a insertarse en la comunidad a través de la vida y de la experiencia del grupo.
  • Ofrecemos una educación que asume la dimensión ética y transcendente y presentamos el mensaje de Jesús como sentido único del hombre.
  • Ayudamos a los alumnos a superar actitudes pasivas y adoptar actitudes decididas, valientes y constructivas.

Con el anuncio del mensaje de Jesús nuestro proyecto de educación en la fe incluye;

–      Clase de religión en la que el cristiano es objeto de estudio sistemático, fundamentado y crítico.

–      La oferta de actividades compartiendo un clima de libertad y respeto.

–      La coherencia entre la fe y el conjunto de saberes, valores y actitudes.

–      Subrayamos algunos valores evangélicos tradicionales en nuestra escuela vedruna: la alegría, sencilla, acogida, responsabilidad en el trabajo, el sentido de fraternidad y el sentido de la justicia, y el amor como toda pedagógica.

 

Sus notas más destacadas son:

  1. El amor considerado como punto de partida para una educación integral y el único medio que la hace posible. 
  2. La alegría, factor esencial en la educación y medio indispensable para favorecer el desarrollo del alumno. 
  3. La relación familiar sencilla y  cercana entre todos los miembros de la Comunidad Educativa. 
  4. Una educación motivadora que despierta y hace crecer las posibilidades de los niños y de los jóvenes y ayuda a descubrir las propias cualidades para ponerlos al servicio de la sociedad.
  5.  La constancia, veracidad y amor  al trabajo bien hecho, base de toda tarea educativa y responsable. 
  6. Partir de todo lo que hay de positivo en cada uno, como la mejor manera de corregir los errores y superar las limitaciones.
  7. Una educación personalizada  que integra armónicamente todas las dimensiones humanas. 
  8. El compromiso con los intereses de los pobres y promoción de la justicia y de la solidaridad. 
  9. Desarrollar los valores de solidaridad y fraternidad de modo que vayan eliminando la competitividad en sus relaciones. 
  10. Una pedagogía realista y práctica que armonice la exigencia y seriedad de los planteamientos con la flexibilidad y creatividad en las formas y los medios. 
  11. Armonizar la exigencia con la flexibilidad: seriedad y rigor de fondo, pero suavidad en la creatividad y los medios. 

item2
item3
item4
item5
item6
item7
item8